San Pascualito

Tiempo de traslado: 15 minutos Tiempo de recorrido: 10 minutos
Un informe de 1601 denunció la práctica de idolatría de varios zoques de Tuxtla: "un grupo de indios adoró como dios y elevó cánticos públicamente a un esqueleto de indio, cuyos huesos lavados adornan y pintan..." Es posible que esto sea el antecedente del actual culto a san Pascualito. En 1872, vecinos de los barrios de San Roque y El Calvario formaron una hermandad para edificar una ermita dedicada al culto y veneración de san Pascual Rey, representado por un esqueleto de madera en su carretón-ataúd, del cual se sabe que en 1902 se guardaba en San Marcos y que fue trasladado en 1908 a la iglesia del Calvario. Durante la quema de santos de 1934 permaneció en varias casas particulares hasta llegar a la iglesia actual, aunque hay quienes aseguran que el esqueleto que hoy vemos fue mandado a hacer con posterioridad. La devoción a esta imagen, relacionada con el culto a la muerte, creció entre los comerciantes del mercado, curanderos y espiritistas y se convirtió en pocos años en el santo más popular del centro de Chiapas, por lo que hubo necesidad de levantarle este templo en los años cincuenta. Muy conocida en Tuxtla es la leyenda del carretón sobre el que el santo pasa recogiendo muertos. Se dice que cuando se escucha su chirrido, una agonía culmina. La imagen del esqueleto de san Pascualito es sacada de su carretón y expuesta una vez al año, el 14 de mayo, en medio de gran gozo.

No solamente es ejemplo de la arquitectura popular de los antiguos barrios indios de Tuxtla, sino también de la antigua organización zoque en torno a las cofradías o cohuinás. Se encuentra sobre una colina y en su interior conserva un altar tradicional. Alrededor de El Cerrito y en el vecino barrio de Las Canoitas aún permanecen varios ejemplos de la arquitectura vernácula en barro. Persisten entre construcciones modernas, casas cuyos materiales y técnicas de construcción (bajareque, adobe, madera y teja) se remiten a la tradición secular zoque, con la cual se produce un interesante contraste cultural difícil de encontrar en otras ciudades grandes de México.

Politica de Privacidad